jueves, 5 de abril de 2012

Bob Whitaker, Operación Mantra, y la Pérdida de Dignidad en las Filas del Identitarismo Blanco.

Estimados lectores, en esta ocasión analizaremos al fenómeno que está impactando recientemente las filas del identitarismo blanco en todo el mundo, hablamos de "Operación Mantra", proyecto de Robert Whitaker.

Robert Whitaker se define a sí mismo como un identitario blanco, durante muchos años participó activamente en Stormfront, al cual describe como "el único sitio grande de activismo pro blanco en internet hace unos años". Recientemente ha diseñado y adoptado un medio de "activismo" pacífico y pasivo, cuya base son los eufemismos (Operación Mantra), debido a que ha perdido el vigor para seguir luchando enfrentándose a los tribunales y a la opinión encontrada de la gente respecto a nuestras ideas. Whitaker está convencido de que la lucha directa es una pérdida de tiempo (indirectamente menospreciando la vida y los esfuerzos de personajes como Lincoln Rockwell, Bob Mathews, David Lane, Ian Stuart, quienes vivieron orgullosos de lo que pensaban, jamás lo escondieron, y murieron a causa de ello).



La tan mentada Operación Mantra no es otra cosa que un repliegue hacia el clóset por parte de quienes la idearon, quienes la siguen, y quienes la difunden. Sin embargo se le debe de reconocer una cosa a Whitaker: el proyecto es ambicioso, original, está presentado en una excelente página de internet, y pese a todo tiene sus puntos a favor.

Comencemos por mencionar que "mantra" es una voz en sánscrito, cuyo significado aproximado es el siguiente: sonido sagrado. El sánscrito es una lengua indoeuropeoa, aria, así que es evidente el contexto en el que Whitaker ha querido utilizar ese término. Para Whitaker el mantra en el contexto de su estrategia identitaria es "un mensaje consistente repetido constantemente, una estrategia probada que puede ser aplicada para cambiar las opiniones sobre la gente blanca y poder asegurar su supervivencia", en otras palabras, el uso de slogans e ideas para la programación (más bien reprogramación) neurolingüística. Ejemplo de un "mantra" según Whitaker, es la repetición incansable dentro de una discusión, de slogans como el siguiente: "Antirracismo es una palabra en clave para antiblanco".

Whitaker menciona acertadamente que la represión que vivimos ahora por parte del sistema es una especie de nueva inquisición, lo que implica desde luego también la existencia de nuevos herejes. Esos herejes somos nosotros, racistas, antisemitas, antisionistas, antisistema. Esta conclusión es bastante vigente, el problema radica en la forma de reaccionar ante ella, ¿debe uno tragarse su orgullo y deponer las armas para adoptar el discurso del sistema y sobrevivir, ó debe uno portar orgullosamente sus estandartes de identidad hasta la muerte? Esa es la diferencia entre un Bob Whitaker y un David Lane.




El concepto de "Operación Mantra" es bastante original y entendido en el contexto que Whitaker lo utiliza suena bien a priori para cualquier identitario blanco, ahora bien ¿cuál es el problema que le vemos a esta estrategia? Operación Mantra se basa en eufemismos, es decir, en palabras o expresiones políticamente aceptable o menos ofensivas que sustituyen a otras palabras de mal gusto, ejemplo: en lugar de llamar a alguien discapacitado, decir que tiene capacidades físicas diferentes. Bob Whitaker es un racista, y pese a ello recomienda substituir el término "racismo" y "raza", por otros como "nuestro pueblo". El racismo no es algo malo per se, nosotros en Visión Blanca somos abiertamente racistas, puesto que el valor rector de nuestras vidas es la raza, nuestra lucha y nuestras vidas giran en torno a ello, eso es racismo, estamos orgullosos de ello y jamás vamos a tragarnos nuestro orgullo por el hecho de meternos en problemas por lo que defendemos, o para caerle bien a la gente. Se podría argumentar en nuestra contra que con esa actitud jamás vamos a hacer nada efectivo para "salvar a la raza blanca", y frente a ello contestaríamos lo siguiente: La raza blanca no necesita ser salvada, no somos focas u osos en peligro de extinción, somos una raza con un gran pasado, creadores de civilizaciones y cultura. Es cierto que nuestra población ha disminuído drásticamente, pero hoy en día representamos una séptima parte de la población mundial (mil millones de personas), más que ser salvada, nuestra raza NECESITA SER DESPERTADA; y ese despertar no se va a lograr con discursos lastimeros, un orgullo pisoteado y actitudes políticamente correctas. De nada sirve fomentar la unión de parejas de nuestra propia raza, MIENTRAS NO SE LES DEVUELVA EL ORGULLO Y LA SOBERBIA DE PERTENECER A NUESTRA RAZA. No se trata de cantidad de blancos en el mundo, sino de su calidad.

Cuando se tiene la necesidad argumentativa de utilizar un eufemismo para denominar al discurso mismo, para decir que "echamos o insertamos un Mantra" en lugar de decir que discutimos con alguien, las cosas van muy mal. Es por ello que creemos que la estrategia de Whitaker podría ser medianamente efectiva para conservar en números a nuestra raza, pero implica la pérdida de dignidad por parte de quienes utilizan esta técnica.

Como anteriormente lo mencionamos, no todo el proyecto implica cosas negativas. La conclusión respecto a que somos los nuevos herejes de un sistema que utiliza el eufemismo "antirracismo" para encubrir su odio anti blanco es un gran acierto por parte de Whitaker.



La estrategia discursiva que implica Operación Mantra puede ser utilizada para rebatir los argumentos con los que usualmente se nos ataca. Ejemplo: Usualmente cuando exponemos la estretagia sionista para la desterucción de nuestra raza se nos acusa de racistas. Frente a esa acusación podemos utilizar el slogan "antirracismo es una palabra en clave para antiblanco"; utilizando este argumento no estamos negando que seamos racistas, y estamos exponiendo las razones por las cuales nuestros enemigos utilizan peyorativamente en nuestra contra el término "racista".

Existe una gran diferencia entre usar como carta de presentación la estrategia de Operación Mantra, a utilizarla como medio para refutar argumentos que se esgrimen en nuestra contra. El primer caso implica la pérdida de dignidad, orgullo, y un repliegue hacia el clóset; mientras que el segundo caso sólo utiliza dicha estrategia como medio para hacer frente a argumentos tendenciosos, sin que neguemos ser lo que somos.
De hecho, pese a que consideramos prudente utilizar la estrategia de Operación Mantra, sólo como una forma (entre tantas) de rebatir argumentos en nuestra contra, no vamos a sumarnos a la difusión de dicha estrategia puesto que nos parece indigna, así que si llegamos a utilizarla nos referiremos a ella como "El Discurso Mantra". Esto también obedece a que nos parece "neohippismo" argumentar que se está "insertando un Mantra", en lugar de llamar las cosas por su nombre.

Por último les dejamos el enlace de la página de Whitaker para que ustedes formen su propio criterio: http://www.whitakeronline.org/blog/

Este es el valiente activismo despreciado por Whitaker:




¿Será que este tipo de activismo tan despreciado por Whitaker es inútil como el sostiene? ¿Será que todo lo que hicieron personajes como George Lincoln Rockwell o Ian Stuart Donaldson no sirvió para nada? Nosotros no lo creemos así

2 comentarios:

  1. Dices que ser "rasista" no es algo malo. Tu dile que eres "rasista" a quien quieras y veras como tu autoridad moral se reboza en el fango cuando hables. Si repasas un poco los creadores del "rasismo" te daras cuenta de quien creo esa palabra que tanto te gusta utilizar. Antirracista es una palabra en clave para antiblanco

    ResponderEliminar
  2. Lys enia:

    Antes que otra cosa, la palabra "racista" se escribe con C, no con s, es: raCista. Andar vomitando "mantras" sólo reduce la capacidad intelectual, y me lo demuestras con tu analfabetismo.

    Ser racista no es algo malo, el racismo es simplemente instinto de conservación, y toda raza sana y con vigor promueve el racismo. La primera persona en utilizar el término "racista" fue un escritor belga de nombre Theóphile Simar, en 1922. Simar no era comunista, ni era judío. Además la palabra "racialismo" ya se utilizaba en el idioma inglés en 1907, y era una palabra de uso común.

    Por otra parte, personalidades trascendentes para el Nacionalismo Blanco se han asumido como racistas, e incluso odiaban estrategias que implicaran negarlo, y su autoridad moral nunca fue a parar al fango; entre ellos: David Lane, George Lincoln Rockwell, Ben Klassen, Tom Metzger, Adolf Hitler, y los fascistas italianos...

    David Lane decía: "...Aquellos, que ahora controlan los medios de comunicación del mundo occidental, enseñan que eso es incorrecto y vergonzoso. Ellos lo etiquetan como 'racismo'. Como cualquier 'ismo', por ejemplo la palabra 'nacionalismo', significa promover la propia nación; 'racismo' únicamente significa promover y proteger la vida de la propia raza. Es quizás, la palabra más orgullosa de la existencia..."; "La adición de un sufijo tal como 'ista' o 'ismo' no demoniza a una palabra. Así como un Bautista ama y apoya su religión, así mismo un Racista ama y apoya su raza. La conservación de la propia estirpe, es la primera y más alta Ley Natural, cuando la existencia de tu propia raza está amenazada, el racismo se convierte en un imperativo Natural del más alto orden...".

    George Lincoln Rockwell manifestaba al respecto: "...La gente debe aprender que una raza como la que conforma nuestro pueblo no puede ganar bajo ninguna estrategia furtiva, aún cuando dicha estrategia sea considerada inteligente, como negar que uno es 'racista', o incluso afirmando que el 'racismo es perverso..."

    Tom Metzger piensa al respecto: "...La Raza es nuestra religión -- Ben Klassen. Las religiones tienen mártires. No estoy diciendo que ustedes deben de prenderse fuego en frente del ayuntamiento de la ciudad, pero quienes no estén encubiertos deben ser conocidos por todos en su localidad como abiertamente racistas y ¡orgullosos de ello! Toda vez que nos movamos en esa dirección verán que cada vez hay más gente blanca moviéndose en torno a su órbita. Otros pensarán que están locos y se alejarán de ustedes... Por lo menos una vez por semana aquí en Indiana alguien llega a mí y me dice: "Estoy contigo, ¿cómo puedo ayudar?" o me pasan su número telefónico diciendo: "Llámame, ¡estoy listo!"... Ustedes deben de ser CONOCIDOS como RACISTAS BLANCOS ORGULLOSOS, para que ese tipo de cosas ocurran. TODO ESTÁ EN SUS MANOS..."

    Hitler menciona cientos de veces el término "racista" en el Mein Kampf, incluso uno de los capítulos se intitula: ""La Personalidad y la Concepción RACISTA del Estado"

    Revilo P. Oliver(quien seguro ni sabes quien fue)tituló uno de sus trabajos como: "Racismo Positivo".

    Una publicación oficial italiana mencionaba en 1938: "...Es tiempo de que los italianos se proclamen abiertamente racistas...".

    Una vez aclarado todo esto, puedes irte a joder con tu asqueroso mantra a otro lado, aquí somos inmunes a eso porque pensamos de manera lógica y sostenemos argumentos. Anda a repetir el mantra como una idiota sin sentido a otra parte. Muchos Nacionalistas Blancos se han asumido como racistas y han defendido el hecho de que el término nos identifique, ¿porqué nosotros no podríamos hacer lo mismo? Si David Lane se asumía como racista, nosotros también.

    ResponderEliminar